22 octubre 2012

HE LEÍDO

Mucha literatura infantil y juvenil, mucho en papel, menos en el Nook, mucho menos de lo que quisiera, muchísimos que empecé y dejé (y por eso no están en la lista), varios inéditos debido a mi nueva función de editora (tema que quedará para otro post).

El bastón de plata, de Martín Blasco
La leyenda del calamar gigante, de Martín Blasco
Amiphgorey también, de Edward Gorey
Los libros no siempre fueron así, de Glasman y Lotersztain
El último día del invierno, de Franco Vaccarini
La mariposa de Bután, de Franco Vaccarini
Nunca estuve en la guerra, de Franco Vaccarini
Fiesta, de Ariela Kreimer
El cristal con que se mira, de Alicia Molina
El rastro de la canela, de Liliana Bodoc
Kamo y yo, de Daniel Pennac
Señores niños, de Daniel Pennac
La ciudad de los nubes, de Eduardo Abel Giménez
El viajero del tiempo llega al mundo del futuro, de Eduardo Abel Giménez
Quiero escapar de Brigitte, de Eduardo Abel Giménez
Bolonqui, de Leonardo Oyola
El hormiguero, de Sergio Aguirre
Margot, de Toño Malpica
Una casa de secretos, de Paula Bombara
El escritor comido, de Sergio Bizzio
Abundancia, de Mori Ponsowy
La tienda de las palabras, de Jesús Marchamalo
En el arca a las ocho, de Ulrich Hub
Los ojos de la mente, de Oliver Sacks
El niño del año, de Franco Rinaldi
Trilogía de Los juegos del hambre, de Suzanne Collins
Cómo me hice monja, de César Aira
La ladrona de libros, de Markus Zusak
Seda, de Alessandro Baricco
¿Sueñan los androides con ovejas eléctricas?, de Phillip K. Dick

No hay comentarios.: