09 noviembre 2005

SE VENDE ESTE BLOG

Admito que tengo cierta obsesión con el dinero. Soy de las que cuentan y recuentan, consultan saldos a diario, anotan gastos, planifican e intentan ahorrar, aunque resulte imposible. Me obsesiona el dinero justamente porque no lo tengo, y porque me gustaría hacer muchas cosas más en mi vida que, sin dinero, simplemente no se hacen.
Por eso, y teniendo en cuenta que hay gente por ahí que pierde un tiempo valioso (en el que seguro podrían estar facturando) cotizando los blogs ajenos, no sé bajo qué concepto (lo explican por allí, pero son tablas aburridas y en inglés), pongo en venta el blog.
Hace una semana cotizaba a unos 8.000 dólares, hoy está a 12.000 y sigue subiendo. La cosa es transparente. Pensé que podría esperar un poco hasta que el precio suba, pero entonces descubrí cuál es mi función en esta vida: hago un blog, espero que se lea, aparezcan spam y comentarios y, cuando ya tiene un lindo precio, lo vendo e inicio otro. ¡¡¡Es el sueño de mi vida!!! ¡El trabajo que quise siempre!
Así que ya saben, pongo en venta este blog (ya estoy pensando el próximo). Sólo efectivo. Y si quieren, se dan una vueltita por ese lugar y cotizan los suyos. El juego es divertido. ¿O acaso no nos gusta saber cuánto valemos? (Esta última frase me hizo acordar a la esclavitud, pero no, mejor lo dejamos pasar, después de todo no era el esclavo el que se quedaba con el dinero, así que no, no tiene que ver).

LA VIDA CON SUBTÍTULOS: u$s 12.984,42.-
¡EXCELENTE OPORTUNIDAD!
PARA JUGAR, AQUÍ

4 comentarios:

matias guillan dijo...

yo no lo quiero. leerme a mi sería aburrídisimo.
quedate ahí escribiendo vos.
o vendelo y además que el nuevo propietario te contrate como redactora estrella.

cariños.

flor dijo...

¡¡¡Guau, el mío vale como 14.678.000!!!!

¿Pero qué es lo que hace que un blog sea redituable? ¿La cantidad de visitas?

Verónica Sukaczer dijo...

Gracias por la idea, Matías, pero trabajar con jefe, mmm...

Flor: ni idea. Ese es el misterio.

Matías Guillán dijo...

una redactora estrella hace lo que quiere con su jefe.

cariños.